Publicado el

El Instinto Salvaje del perro lobo no lo hace peligroso

Si instinto salvaje del lobo híbrido prevalece, jamás atacará a un humano, porque los lobos no lo hacen

Otro mito popular, como lo es el tema del instinto salvaje del lobo híbrido (perro lobo), que viene del desconocimiento absoluto de cómo funciona el instinto, es el de que un perro lobo tiene instinto salvaje asesino de lobo que puede aflorar en cualquier momento.

Antes que nada debemos dejar en  claro que la denominación de lobo híbrido no es correcta, ya que perro y lobo son subespecies de la misma especie. Lo correcto es decir “perro lobo” o “wolfdog”, pero “lobo híbrido” está tan difundido que no podemos dejar de nombrarlo, aun que sea para recalcar el error.

Los instintos salvajes están presentes en todos nosotros, no solo el popularmente llamado lobo híbrido, también en el perro hay instintos salvajes y por supuesto en el humano.

Un estudio hecho en mujeres de distintas culturas, arrojó que el lugar que más miran en el cuerpo de un hombre son los glúteos. Si bien la mayor parte de ellas dice que primero miran el rostro y los ojos, los estudios con cámaras demostraron otra cosa. Pero ¿a qué se debe que la mujer mire los glúteos de un hombre?. A sus instintos salvajes.

Las nalgas masculinas, un signo evolutivo para el instinto salvaje de la mujer

podemos ver lo que los instintos salvajes de la mujer miran en el hombre
el glúteo mayor humano ha sufrido una evolución importante para correr en dos patas

Lo que más les interesa es un par de nalgas duras y musculosas. Observemos ahora la estructura de las nalgas de un primate y comparemos con los de un ser humano.

Nuestro paso de recolector de frutos en los árboles y el suelo a corredor y cazador bípedo, ha requerido de importantes adaptaciones. Una de las más notables a nivel muscular es justamente el glúteo mayor, necesario para correr en dos patas y poder de ese modo arrojar piedras, palos o lanzas.

Fue fundamental que los instintos salvajes de la hembra humana eligiera los machos con mejores nalgas para asegurarse que fuera un cazador evolucionado, y que transmitiera esa condición a su descendencia.

Hoy el humano no necesita cazar con lanzas para sobrevivir, sin embargo el instinto salvaje no se extingue y sigue presente con la misma fuerza que hace millones de años.

También siguen presente otros instintos salvajes que tenemos los humanos. Y los perros, y por supuesto los perro lobos. Pero esto no significa que a un humano le vaya a saltar el instinto cazador y le clave una lanza al vecino que le saluda por la mañana cuando sale hacia el trabajo.

El instinto no está presente solo en los animales salvajes sino en todos los animales, tanto domésticos como los evolucionados humanos. La cuestión es saber qué dicen esos instintos, y pensar que el lobo salvaje caza humanos es no tener idea de lo que es un lobo.

Instinto salvaje del lobo híbrido y su relación con la especie humana

Los lobos nunca tuvieron al humano como su presa natural, y es por eso que debió realizarse una gran selección para llegar a conseguir perros de ataque (como explicamos en esta nota). Es decir descendientes de lobos que sean capaces de atacar a un humano.

Los perro lobo no sirven para aprender ataque porque responden mejor a esos instintos salvajes ancestrales de no atacar personas. Por lo tanto, es verdad que el instinto del lobo es más fuerte en muchos casos, pero no para atacar personas sino al contrario.

Nosotros, siempre que una persona nos indica que desea un perro para ataque y defensa, le recomendamos las muchas razas especializadas para ello, incluyendo un buen pastor alemán blanco, o un malinois, pastor alemán tradicional, pastor holandés, etcétera. Pero para nada recomendamos un perro lobo o lobo híbrido para ello porque su instinto le impedirá aprender ataque a personas.

Y qué sucede con el instinto salvaje del lobo híbrido en sus relaciones con otros animales domésticos?

Respecto de su reacción con otros animales domésticos, todos los cánidos, perros, lobos, perro lobos, tienen el instinto disparador de la predación de ovejas, pollos, etc. pero la caza es lo que en etología se llama un “troquelado”. Esto quiere decir que debe ser aprendida, por lo tanto si el perro, lobo o perro lobo no aprende desde cachorro a cazar esas presas podrá convivir con ellas.

Es por eso que en el campo suelen eliminar de inmediato al perro que ataca a un pollo, porque los otros perros aprenderían rápidamente de él.

Nosotros tenemos lobos conviviendo con gallinas ornamentales en la cabaña y nunca intentaron hacerse con ellas. Es más, una noche una de nuestras perro loba o lobo híbrido de alto contenido (Aniú), siendo cachorrona de menos de un año, se las ingenió para ingresar en el ambiente de esas gallinitas y permaneció con ellas varias horas, no tocó a ninguna a pesar de que las tenía a medio metro de su hocico picoteando el suelo tranquilamente mientras ella se comía sus semillas y masticaba como si fuera un juguete el bebedero de plástico.

Una vez más, como vemos, en esto del instinto salvaje del lobo híbrido o mejor llamado perro lobo, los mitos surgen de la ignorancia popular. Personas que nunca estudiaron comportamiento instintivo ni trabajaron con lobos, escriben artículos en blogs y hacen videos explicando los instintos salvajes de los lobos como si fueran expertos.

perro lobo ártica o lobo híbrido con sus instintos salvajes
Aniú – perro lobo ártica HC
Publicado el

Otro Mito: los Perro Lobo son difíciles de controlar

Independientes, dominantes con la comida y los espacios, ansiosos que necesitan descargar mucha energía, todas características típicas del husky siberiano que nada tienen que ver con un lobo

perro lobo difícil de controlar, tiene más de husky que de otra cosa
perro lobo que tiene más de husky que de otra cosa

Los Perro Lobo son difíciles de controlar, encontraremos decenas de publicaciones de perro lobo con esas características detalladas en el título.

Si observamos esta imagen, a simple vista se nota que es un mestizo de husky siberiano, en muchos casos incluso se ve claramente la marca de la flor de lis en la frente.

Puede tener poco y nada de lobo, pero lo cierto es que el temperamento difícil de controlar es de un husky, no de un lobo.

A pesar de lo que pueda decirse de casos aislados particulares, quienes hemos trabajado durante 4 décadas con perros y hemos tratado cientos de huskys, sabemos que el 90% de ellos tienen varios, sino todos, estos problemas:

  • tendencia a ser dominantes al extremo con la comida
  • exceso de energía que hace que requieran de mucho ejercicio para estar echados aunque sea un rato
  • son independientes y poco apegados

Veamos por partes:

difíciles de controlar por su tendencia a ser dominantes al extremo con la comida

El lobo es dominante con la comida cuando es alfa o de rangos intermedios. Pero si es cachorro o de rangos inferiores, sabe que debe pedir permiso. El cachorro de perro lobo o de lobo, puede eventualmente gruñir en algún momento cuando come (a nosotros muy rara vez nos ha sucedido), y se corrige de inmediato con una reprimenda. Alcanza un simple “no” fuerte y firme acompañado de un corto  y rápido revés con la mano en el hocico seguido de quitarle el plato de comida. El cachorro se mostrará sumiso y no volverá a repetir el problema.

Reitero, estro rara vez nos ha sucedido, pero si ocurre se resuelve de este modo de inmediato.

Si esto mismo sucede con un cachorro de husky, habrá que darle un revés, y otro, y muchos NO, constancia, firmeza y paciencia para que el problema vaya desapareciendo muy lentamente. Porque la mayoría de ellos son cabezones y dominantes a la hora de comer. Cuando un perro lobo actúa de ese modo, está claro que tiene sangre de husky. Quizás puede tener algo de lobo, mucho o nada, pero sin dudas tiene de husky.

Los lobos no habrían sobrevivido a la vida en manada si fueran descontrolados hasta ese extremo. Si fueran difíciles de controlar, no rfeconciendo las jerarquías desde pequeños, no llegarían a la vida adulta.

Perro Lobo difíciles de controlar por exceso de energía que hace que requieran de mucho ejercicio para estar echados aunque sea un rato

Si los lobos fueran así, despilfarrarían sus energías y luego no tendrían con qué cazar.

La energía es costosa en la naturaleza, no se la puede tirar por la borda como si nada.

El husky fue seleccionado durante muchas generaciones para tirar de un trineo todo el día sin saber para qué lo hace, se necesitaba para eso un animal ansioso y cabezón que tenga mucha energía para drenar como si le cayera del cielo todo el tiempo.

Cuando un perro lobo actúa de ese modo descontrolado, está claro que tiene sangre de husky. Puede tener algo de lobo, mucho o nada, pero sin dudas tiene de husky. Los lobos no habrían sobrevivido a la vida en manada si fueran despillfarradores de energía hasta ese extremo, lobos difíciles de controlar en su economía de energía se extinguirían rápidamente.

Perro Lobo son difíciles de controlar porque son independientes y poco apegados

Los lobos son animales de manada, en las peores circunstancias de hambre y tensión, luego de no comer por muchos días y habiendo escasez de presas, deben mantener la cohesión y el apego a la familia, de otro modo se extinguirían.

El perro husky siberiano fue seleccionado para hacer un trabajo que no requiere de coordinación, sino de una tozuda energía.

Los huskies deben ser capaces de llevar a la rastra al rezagado, incluso si uno de ellos muere en el trayecto lo arrastrarán sin siquiera percibir que ya no corre. El trineo no debe detenerse nunca, por lo tanto ellos corren detrás del que va delante.

En el extremo de toda la línea se coloca al guía, que es el único animal que obedece las órdenes del humano que va en el trineo. Los de la segunda línea siguen al primero, los de la tercera a los de la segunda, y así sucesivamente. Ellos no se apegan, se los seleccionó para actuar de modo independiente cuando viene el llamado de la energía.

Es verdad que hay líneas de huskys más dulces y cariñosos criados en las últimas décadas como mascotas, pero las viejas líneas de tiro fueron siempre independientes porque así se los necesitaba para atravesar territorios duros antes de que el humano comenzara a congelarse. No había tiempo para andar mimoseando ni para ver qué le sucedía a ese de la tercera línea que no estaba corriendo lo suficiente.

Si un animal se transformaba en una carga porque ya iba a la rastra, el humano detenía el trineo, apartaba al perro desgastado, lo mataba, lo enterraba y dejaba una señalización en el lugar. Su carne serviría al regreso para alimentar a los otros animales.

Una dura historia

De hecho en las travesías por el ártico se solía ir matando perros durante los trayectos y procediendo de este modo, porque el trineo salía con una carga grande, pero se iba consumiendo a medida que se avanzaba. Entonces no convenía mantener tantos perros tirando y consumiendo comida, se mataba uno cada tanto y se alimentaba con ellos al resto, lo que sobraba se enterraba y señalizaba para el regreso.

El resultado de esto no podía ser un animal apegado y cariñoso como es obvio, sino uno independiente que corre a su aire.

Cuando un perro lobo actúa de ese modo, perros lobos difíciles de controlar por su independencia, está claro que tiene sangre de husky. Puede tener algo de lobo, mucho o nada, pero sin dudas tiene de husky. Los lobos no habrían sobrevivido a la vida en manada si fueran desapegados y no pensaran como grupo, tal como los explicamos en esta otra nota.

Publicado el

el perro lobo es independiente como dicen? Falso

Entre tantos mitos que circulan a cerca del perro lobo, probablemente el más absurdo es la del perro lobo independiente. Una vez más, estos “diagnósticos” son dados en videos y blogs de internet por personas que nunca trabajaron ni estudiaron lobos de manera directa, sino que se basan en lo que leyeron de otros que escribieron lo que leyeron de otros que leyeron …

El lobo ha sido seleccionado naturalmente para ser dependiente, el perro para todo lo contrario

Vamos a transcribir a continuación parte del libro El Perro Lobo, el cual es producto de 40 años investigando psicología canina a través de los lobos y su evolución hasta ser perro:


Experimentos sorprendentes dejan en claro que el lobo no busca la satisfacción personal sino a través del grupo

El artilugio

Observemos este esquema se trata de una reja y una bandeja dónde se coloca comida una cuerda rodea a esa bandeja y los dos extremos salen hacia adelante, del otro lado de la reja

Para poder alcanzar la comida se debe tirar de los dos extremos de la cuerda a la vez y así hacer deslizar la bandeja como si fuera un cajón de un armario.

La cuerda no está amarrada sino que pasa a través de dos poleas, por lo tanto si se tira de un solo extremo se deslizará y se quedará con la cuerda en la boca sin haber podido desplazar la bandeja.

De modo que cuando intenten hacerlo dos animales (al no poseer manos nunca lo podría hacer uno solo) esos dos animales deben coordinar de comenzar a tirar ambos al mismo tiempo. Sí uno de ellos se adelanta, aunque sea una fracción de tiempo, la cuerda se deslizará y el otro ya no podrá cogerla con su boca.

“El perro lobo independiente” choca con estas experiencias

El experimento se hizo con perros y con lobos, los lobos aprendieron en un par de repeticiones, y aunque se enviara a uno solo primero, éste esperaba la llegada del otro antes de comenzar a tirar de la cuerda.

El mismo experimento realizado con perros domésticos dio resultados negativos, nunca aprendieron a esperarse unos a otros. Si alguna vez consiguieron tirar a la vez fue por pura casualidad, pero ya el simple hecho de tener que aguardar al otro les resultaba imposible, mucho menos tirar coordinadamente ambos a la vez.

Los perros fueron seleccionados durante 15000 años para satisfacer sus inquietudes individuales, son capaces de trabajar en equipo con el hombre pero buscan la satisfacción personal más de lo que lo haría un lobo. Es por eso que los perros son fácilmente adiestrables mediante condicionamiento operante, porque está técnica explota la necesidad de satisfacer deseo de obtener un bocadillo y concentrarse únicamente en ese objetivo Individual.

El lobo no es independiente

El lobo en tanto actúa de manera diferente, siempre pone el foco en el equipo. Mantiene su mente puesta en el conjunto de la manada, para el lobo la situación de todo el grupo está por encima de cualquier otra cosa. Esto significa que poseen una inteligencia social superior a la del perro.

Si bien se hicieron experimentos con perros dónde queda demostrado que el perro, en mayor o menor medida según la raza y el individuo, posee una elevada inteligencia individual, la inteligencia social del lobo supera a la del perro ampliamente y es por eso que puede aprender a resolver este tipo de problemas como el ejemplo de la bandeja y la cuerda que debe ser tirada por dos individuos al mismo tiempo como si fueran uno solo.

La inteligencia social les permite pensar como si se tratara de un mega cerebro en el que están sumados los cerebros de todos los compañeros, es decir que se piensa en función de conjunto.

Para que se comprenda mejor imaginemos que debemos tirar nosotros de esas dos cuerdas usando nuestras dos manos.

Nosotros tendremos presente en nuestra mente ambos brazos y no uno a la vez, es por eso que nos resultará fácil coordinar y no tirar con uno primero anticipándose al otro, porque, si bien nuestros brazos son dos grupos individuales de células, nuestra mente está por encima de ellos y tiene como un conjunto ambos brazos, no piensa con uno de ellos individualmente sino con ambos como una unidad.

Es por eso que difícilmente a un ser humano se le complicaría hacer es ejercicio donde debe tirar con las dos manos exactamente al mismo tiempo, no va a sucederle que tire con la mano derecha antes de tomar el otro extremo con la cuerda, sino que coordinará sin ningún inconveniente ambas manos porque su mente está por encima de ellas y las abarcas a las dos.

Eso es lo que sucede con la inteligencia social del lobo. Entre todos conforman un mega cerebro que está por encima de los cerebros individuales de cada uno de ellos, y por lo tanto le resulta fácil aprender qué se debe tirar de las cuerdas de manera coordinada y lo pueden hacer con precisión.

Prestando atención a los detalles

Observemos una vez más que no solo se trata de aguardar al otro sino de tomar la cuerda y tirar los dos exactamente al mismo tiempo, porque con medio segundo antes que tire uno de ellos ya la cuerda se escapa del alcance de la boca del compañero.

Se necesita posicionar la mente de ambos en un nivel superior al individuo y estar coordinadas como una mente única que abarca a los dos individuos dependientes, del mismo modo que nosotros tenemos la mente abarcando a nuestras dos manos dependientes de ella.

La pedagogía del juego social

En algunos sistemas educativos europeos se están llevando adelante juegos en los que se aprende a pensar como conjunto a los niños, por ejemplo debiendo martillar un clavo con un martillo que tiene dos o tres mangos, los niños deben coordinar sus movimientos para poder hacerlo con eficiencia y esto refuerza su inteligencia social, preparándolos para el trabajo en equipo y la responsabilidad social en el futuro.

Debemos enseñar al lobo entonces únicamente mediante aprendizaje social. Si intentamos condicionar trucos mediante condicionamiento operante, corremos el riesgo de destruir su equilibrio emocional y social. Para enseñar a un lobo debemos pensar en forma de conjunto social y no individual, porque ellos piensan en el grupo como un sistema indivisible.

En los perros

Si se emplea una técnica social con los perros también se consiguen buenos resultados porque en el fondo se sigue manteniendo oculta, aunque algo atrofiada, esa capacidad. Pero los hemos seleccionado de manera que funcionen mejor en modo individual que en modo grupo. Por lo tanto es muy fácil enseñarles trucos mediante condicionamiento operante y es más complicado y exige más conocimiento por parte del entrenador enseñarles de manera social.

Obviamente al tratarse el cánido de un animal de naturaleza gregaria, enseñarle con métodos sociales sería beneficioso para su equilibrio emocional. Pero como dijimos anteriormente es más difícil porque requiere mayor capacidad por parte del entrenador. Y más aún si tenemos en cuenta que debemos reflotar esa capacidad social del perro, que ha quedado sumergida por la selección. Mientras que en el caso del lobo, su capacidad social está siempre presente y en la superficie, lista para ser utilizada.


Conclusión

Luego de analizar lo anterior, pensar que el perro lobo es independiente resulta claramente una idea absurda. Está claro que no hay animal más apegado al grupo que un lobo, al punto que si uno de ellos pierde a su manada, no demorará en buscar incorporarse a otra ingresando en el rango más bajo de la escala, llamado omega. Porque es preferible ser el último en un grupo a estar en soledad.

La vida del lobo solitario es corta y penosa, porque no han evolucionado para vivir de modo independiente.

Nuestra experiencia a cerca del perro lobo independiente

En nuestra experiencia conviviendo con lobos, podemos decir que su apego es superior a la de la mayor parte de los perros.

Hemos comprobado incluso mediante cámaras que nuestros lobos comienzan a aullar cuando, estando a muchos kilómetros de casa, decidimos emprender el regreso, y esto es independientemente del horario ni programación rutinaria, hablamos de viajes aleatorios. Por lo que sería imposible pensar en que se anticipen por repetición.

Todos los propietarios de perro lobo de nuestra cabaña manifiestan que pocas veces conocieron animales tan apegados como ellos.

Distinto es el caso de un perro lobo que provenga del cruce de un husky siberiano con un lobo, porque en ese caso es el husky el que le ha transferido la característica de la independencia, no el lobo.

Entonces …

Por eso es importante que siempre que hablamos de perro lobo, aclaremos qué tipo de cruces son los que estamos analizando ya que el lobo tienen determinadas características, pero el perro con el que se cruce le aportará a la descendencia otras.

Por ejemplo, el lobo es un animal calmado. Él maneja su equilibrio emocional sin ansiedades. Pero si lo cruzamos con un dálmata inquieto, es probable que el perro lobo resultante tenga características de ansiedad si hereda más del dálmata que del lobo.

Y volviendo a los estudios de la bandeja con la cuerda. Otro aspecto a cerca del lobo que nos dejan estas experiencias, es que el método para educarlos es diferente al que podemos utilizar con un perro o con otros animales más independientes que los lobos. Trataremos eso en otra nota.

Publicado el

Los Perro Lobo y su Adaptación al Clima

el perro lobo y el calorCuando hablamos del perro lobo y el clima, debemos pensar que el lobo es más adaptable que los perros.

A diferencia de la mayor parte de las razas caninas, el lobo tiene una serie de mecanismos para adaptarse a los distintos climas, incluyendo los veranos calurosos.

En primer lugar

Los lobos tienen la capacidad de bajar la capa de grasa subcutánea en primavera y verano, sin importar la cantidad de calorías que ingieran. Esto se ha perdido en la mayor parte de las razas caninas.

Incluso hay razas que son incapaces de bajar la grasa aunque lleguen a la obesidad, cosa que jamás ocurriría con un lobo.

Los retrievers por ejemplo, fueron seleccionados para nadar en aguas heladas, y por ello para acumular una capa de grasa protectora. Es así que un labrador tiende a la obesidad cuando no se lo emplea para la tarea por la que fue seleccionado.

Muchas otras razas caninas tienen tendencia a la obesidad a causa de los genes manipulados por presión de selección humana.

Por otro lado

El lobo tiene una conformación oronasal ideal para el jadeo.

Los cánidos eliminan el exceso de temperatura por la boca, enfriando la lengua húmeda al jadear y conduciendo gran cantidad de sangre a ella para refrigerarla. Es por eso que razas de poco pelo, y aunque tengan poca grasa subcutánea como los boxer, sufren terríblemente el calor del verano. Ni hablar de bulldogs, mastín napolitano, etc.

Y también el perro lobo se adapta al clima por que

La capa de pelo del lobo se adapta perfectamente a las estaciones del año. Ellos hacen una única muda, eliminan todo el subpelo en primavera verano y dejan solo una capa fina de pelo exterior.

La eliminación del manto de invierno es muy rápida y eficiente, a diferencia de los perros, que demoran meses en hacerlo, y que además lo hacen dos veces al año.

Finalmente

Los lobos tienen un equilibrio emocional que les permite economizar energías en tiempos de calor. Hay razas caninas a las que se verá excitadas y por lo tanto agitadas en días muy calurosos, esto no sucede con los lobos.

Quienes estamos acostumbrados a trabajar con lobos y perros, sabemos que en días agobiantes de verano, son los lobos los que la pasan más fácilmente, incluso mejor que razas como pastores alemanes y otros considerados resistentes a los diversos climas.

Puedes enviar un mensaje en FB aquí

O enviarnos un whatsapp aquí

también tienes un formulario de contacto al pié de cada página en este sitio

ver porcentajes y tipos de lobo que criamos